Le pedimos a Matías Peluffo que amplíe un tweet que publicó el domingo donde cuestiona la información sobre precios de sólidos que publica el Siglea.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

El tablero del Siglea es una herramienta muy esperada y utilizada por los productores y por muchas industrias para tener una idea de cómo están posicionados respecto al mercado de la leche cruda. Siempre se publica la información del mes anterior, donde el Siglea arma una base de datos de todas las liquidaciones formales de leche de ese mes.

Los distintos tipos de leches, y otras causas también, van formando distintos precios que el tablero del Siglea los resume en una planilla en donde divide la leche en cinco categorías por el porcentaje de sólidos que tiene. Después también lo divide por el tipo de calidad higiénico-sanitaria.

El entrecruce de estos campos, de estas variables, produce una serie de precios que mucha gente la toma de referencia en sus negociaciones.

 

En el Tweet, lo que yo señalo, es que en las 5 categorías de división por sólidos. Las tres del centro son rangos donde uno tiene mínimos y máximos. Entonces podría deducir de ese precio por litro, tomando el valor de sólidos, cuánto se pagó por kilo de sólido en ese rango.

En cambio, en los extremos, en la categoría de más sólidos no está el máximo o el mínimo, sino simplemente un dato que dice el mínimo “por arriba de”. Y abajo, en la última categoría, “por debajo de”. Entonces, no se puede trabajar para los que negociamos la leche en sólidos. No tenemos una noción de qué se pagó el kilo de sólidos de leche.

 

Si bien en Argentina es conocido que la mayoría de los productores y las industrias negocian por litros, ya hay una cantidad creciente de productores e industrias que están tomando de referencias los sólidos.

Técnicamente, en el mundo en general, se sabe que la leche vale por sus sólidos, entonces, ese tablero que se muestra en pesos por litros de distintos tipos de sólidos, en cierta medida, se sigue mostrando en pesos por litro, porque todavía culturalmente estamos acostumbrados a esa manera.

Pero en general, las lecherías más organizadas lo expresan por sólidos, entonces, poder convertir, o al menos el que quiera hacerlo, ese precio de pesos por litros a pesos por kilos de sólidos útiles, daría más información.

Básicamente es para eso, no es para condicionar nada, sino para ver la posibilidad de poder calcular el precio en sólidos útiles.

 

Posiblemente, en la categoría máxima no esté puesto el máximo, y en la mínima el mínimo, porque haya leche o liquidaciones donde los datos tienen errores o algún tipo de complicación en la información. Entonces, seguramente hay datos muy altos y muy bajos de sólidos.

Pero, de todas maneras, para poder tener alguna noción más clara de esas categorías, sería muy bueno poner al menos un promedio ponderado. O poner también un rango, donde máximo esté pautado o se defina que declaraciones son consistentes y cuáles no.

 

De más está decir que consideramos que el Siglea es muy útil, muy útil tal cual está hoy, tal cual se publica hoy, pero creemos que puede haber mejoras. Sobre todo, para la gente que negocia sólidos útiles, este tipo de pequeños cambios podría contribuir a mejorar el Siglea.

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas