El subsecretario de Espacios Públicos de la Municipalidad de Venado Tuerto, Patricio Marenghini, manifestó su satisfacción por la inminente puesta en funcionamiento de la fábrica procesadora y ensachetadora de leche en la ciudad.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

El subsecretario de Espacios Públicos de la Municipalidad de Venado Tuerto, Patricio Marenghini, manifestó su satisfacción por la inminente puesta en funcionamiento de la fábrica procesadora y ensachetadora de leche en la ciudad. El proyecto, que se lleva adelante en el marco del programa del Ministerio de Agricultura de la Nación “Municipios Sustentables”, incluye cinco cadenas productivas: leche fluida, carne de cerdo, carne de pollo, huevos y hortalizas.
Ya arribaron a la ciudad una pasteurizadora con cubo de hielo y caldera; una homogeneizadora que permite obtener un producto de media vida en góndola; y una ensachetadora semiautomática que fueron adquiridas con el aporte económico del subsidio otorgado a la Municipalidad de Venado Tuerto a través del Gobierno nacional por cuatro millones de pesos, tras las gestiones del intendente José Luis Freyre.
Para su correcta instalación, se habían realizado los trabajos de mejora de la planta procesadora de leche ubicada a ocho kilómetros de Venado Tuerto por la ruta 8, para así poder poner en marcha el laboratorio y las maquinarias compradas, según las exigencias que establecen Senasa y la ASPA (bromatología) municipal.
Esta iniciativa de la Municipalidad, dentro de la cadena productiva de la leche, trabaja con dos grupos de productores: uno de ellos integrado por ocho tamberos periurbanos que tienen menos de 20 vacas cada uno; y el otro grupo, conformado bajo la estructura de la Cooperativa La Taba, compuesto por productores que en conjunto producen 20 mil litros de leche diarios.
Cómo surge la iniciativa
Junto a equipos técnicos del INTA a través de Cambio Rural II y docentes de las Facultades de Ciencias Veterinarias y Ciencias Agrarias de la Universidad Nacional de Rosario, el Municipio local realizó un diagnóstico de situación del sector lechero en la ciudad. En Venado Tuerto los pequeños productores de leche, quienes poseen menos de 20 animales, son un grupo vulnerable, que vende su producción de forma diaria a un costo aproximado a ocho pesos el litro.
Este tipo de productor tiende a desaparecer porque la principal problemática detectada es la falta de alimentación para los animales. Debido al boom inmobiliario, las superficies de pasto se van reduciendo y la posibilidad económica de este tambero de comprar alimento es mínima. Asimismo este análisis previo permitió evaluar quiénes de esos productores periurbanos podrían continuar la actividad y tener estabilidad de trabajo en el tiempo. En su mayoría son personas mayores de edad que realizan esta tarea por una cuestión cultural.
Al respecto, Marenghini manifestó: “Como Municipalidad nos interesó intervenir con este grupo de pequeños productores por el solo hecho de asegurar a los consumidores locales como Estado la calidad de la leche, optimizar las buenas prácticas de envasado del producto y su refrigeración para la comercialización”. Agregó el subsecretario de Espacios Públicos que como “Municipio debemos controlar y regular; y una manera de llevar a cabo este trabajo es estar al lado de los productores, realizando un seguimiento continuo y permanente”.
Cooperativa La Taba
La Taba es un grupo de productores ya conformado bajo la estructura de una cooperativa, que producen 20 mil litros de leche diarios, por lo cual corresponden a medianos productores tamberos. Actualmente comercializan su producción a la empresa La Paulina.
A partir de la iniciativa que lleva adelante la Municipalidad a través del programa Municipios Sustentables, se suman a este proyecto y se establece una asociación productiva. Es decir, que de esos 20 mil litros que producen, una parte seguirán entregando a la firma privada y la otra se derivará a esta iniciativa de desarrollo local. Los cooperativistas accederán al uso de las maquinarias, lo que les permitirá comercializar su producto en sachet, sumando valor agregado a su producción. El objetivo propuesto es que cada vez sean más los litros disponibles para la comercialización de leche ensachetada.
La Cooperativa La Taba a través de un comodato, será la beneficiaria de la maquinaria para producir el valor agregado, ya que se producirá leche pasteurizada y homogeneizada a un precio diferencial. Este proceso está acompañado por el equipo técnico del INTA, a través de su programa Cambio Rural II, que permite hacer un seguimiento permanente en lo que se refiere a la evolución del proyecto.
Puesta en marcha y comercialización
Una vez que la planta esté en su pleno funcionamiento, se elegirán zonas de Venado Tuerto, según los datos aportados por el Mapa de Consumo de Alimentos efectuado junto a la Universidad Tecnológica Nacional para conocer qué y cuánto consumen los vecinos de la ciudad de los sectores más vulnerables. Se tratará de llegar a esas familias bajo una modalidad similar a la que se lleva adelante cuando arriban a la ciudad camiones con productos a precios diferenciales, “podría ser `Leche para Todos´”, deslizó Marenghini. “Se podrá ofrecer un producto de calidad, a un precio diferencial e industrializado a menos de diez kilómetros de nuestros hogares”, agregó el subsecretario.
Cabe destacar que la Organización Mundial de la Salud (OMS) considera que un niño debe consumir tres vasos de leche diarios.
Esta integración de la cadena de la leche permitirá que los pequeños y medianos productores reciban un plus del 10 por ciento sobre el precio de la leche, con respecto a lo que se abona actualmente; y que los consumidores puedan adquirir un producto a menor costo.
Marenghini expresó que se va a ofrecer “un producto de calidad, que beneficia al productor y al consumidor”.
http://inta.gob.ar/

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas