El actual proyecto de Reforma Tributaria plantea gravar a los productos lácteos dentro de los impuestos relacionados con bebidas y alimentos ultra procesados y endulzantes, lo que afectará el consumo de los hogares, impactando la ya débil seguridad alimentaria de los colombianos.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Asoleche_Colombia
Asoleche

La Asociación Colombiana de Procesadores de la Leche – Asoleche, expresa su preocupación por articulado de la Reforma Tributaria en el que se incluye a los productos lácteos dentro del grupo de bebidas y alimentos ultraprocesados y endulzantes a ser gravados. “Más del 54% de la población colombiana tiene un problema de inseguridad alimentaria; un gravamen de este tipo desconocería el déficit nutricional del país y las bondades
nutricionales de los productos lácteos”, asegura la presidenta ejecutiva de Asoleche, Andrea González.

La leche y los productos lácteos son una fuente de calcio y de proteínas necesarias para el crecimiento y desarrollo en todas las etapas de la vida, además de proveer vitaminas, minerales, grasas, carbohidratos que ayudan a un desarrollo óptimo del ser humano. Con esta medida, estos alimentos que hacen parte de la canasta alimenticia vital tendrán un costo más elevado; “un incremento del precio por cuenta de este gravamen afectará a los colombianos, especialmente de los estratos socioeconómicos bajos, quienes se verán limitados en la adquisición de este producto infaltable en su dieta diaria” reitero González.

La Encuesta de la Situación Nutricional en Colombia (ENSIN) indica que 1 de cada 2 colombianos no consumen leche diariamente, y un 83,5% de colombianos no consumen productos lácteos. Asimismo, la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) sugiere un consumo mínimo de 170 L de leche por persona al año, sin embargo en Colombia es de 148 L, de acuerdo con las cifras del Ministerio De Agricultura y Desarrollo Rural (MADR). Gravar estos bienes distanciaría al país de estas recomendaciones y, por tanto, del propósito nacional, ODS – Hambre Cero, pues se impacta la seguridad alimentaria y nutricional directamente.

El sector lácteo en Colombia genera más de 1 millón de empleos y aporta cerca del 12% del PIB agropecuario y 3.5% del PIB industrial, generando importantes sinergias en las actividades de proveeduría y comercial. Desde la Asociación, hacemos un llamado al Gobierno Nacional para que elimine esta medida por cuenta de los hogares colombianos y este aparato socioeconómico de nuestra nación.

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas