"El proceso de concentración de la producción en tambos más grandes es continuo, y mencionarlo no es naturalizarlo, sino mostrar una tendencia contundente y generalizada en la lechería mundial", indicó el OCLA.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Un reciente informe del Observatorio de la Cadena Láctea Argentina (OCLA) describió cómo se viene produciendo en el país un fenómeno mundial: la concentración de la producción lechera en establecimientos de mayor escala.

Al mes de agosto, el dato saliente es que sólo 500 tambos -que producen más de 10.000 litros de leche diarios- aportan el 28% del total de la materia prima a nivel nacional, mientras que los 4.800 establecimientos que ordeñan menos de 2.000 litros diarios (48% de las empresas lecheras) aportan sólo 13.8% del total.

Pero lo que sobre todo detalla el trabajo es el ritmo al que va creciendo la participación de los tambos más grandes sobre el total producido en el país, mientras con los más chicos ocurre lo contrario. Así, mientras disminuye la participación -tanto en cantidad de tambos como en el volumen de producción- de las unidades productivas de menos de 2.000 litros diarios, en el otro extremo de la estratificación se incrementa la participación de las unidades de más de 10.000 litros diarios.

El OCLA también detalla que entre 2021 y 2010 los tambos de menos de 2.000 litros de producción diaria se redujeron a la mitad en importancia relativa en cantidad de unidades productivas y los tambos de más de 10.000 litros diarios de producción “más que quintuplicaron su participación en cantidad de unidades y litros producidos”.

“El proceso de concentración de la producción en tambos más grandes es continuo, y mencionarlo no es naturalizarlo, sino mostrar una tendencia contundente y generalizada en la lechería mundial”, aclara el reporte.

Esa concentración, agrega, en Argentina se expresa con tasas de alrededor del 2 al 3% anual. Según la información del World Dairy Situation de la Federación Internacional de Lechería 2020 (FIL/IDF), los principales países lecheros del mundo muestran una tasa algo por encima del 4% de reducción anual de tambos.

El Tambo Promedio Mensual

Sobre la base de la producción mensual y la cantidad anual de tambos (SENASA), OCLA dedujo el tamaño del tambo promedio argentino en unos 3.258 litros de leche diarios para agosto del 2021, un 3,5% más que el año anterior.

“Si evaluamos su comportamiento en el tiempo, a pesar de la disminución en el número de unidades productivas y en el número de vacas, el tambo promedio presenta en el período 2009-2021 una tasa de crecimiento acumulada anual del 3,06% lo que permite, a pesar de la reducción en las unidades productivas y en el rodeo, el sostenimiento e incluso aumento de los niveles productivos agregados a nivel país”.

Finalmente, indica que más notable aún es el crecimiento en la producción de la unidades productivas que continúan en la actividad en los últimos 5 años. En el período 2017-2021 el crecimiento fue del 25,5%, lo cual implica una tasa anual acumulada de crecimiento del 5,9%.

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas