El fallo de la Corte dejó en claro que el consumo del lácteo de la empresa Alquería no incidió en el estado de salud de la mujer.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Secretaria de la Sala de Casación Penal de la Corte Suprema de Justicia. Colprensa

La señora Margy María Manasse Vargas de 61 años de edad, interpuso un recurso de casación con el que señaló a la marca de leche Alquería de haberle causado la perdida de la visión y de conllevarla a un supuesto estado de coma por aproximadamente 10 años, información que dio a conocer la Personería de Bogotá.

Sin embargo, tras la revisión del caso por parte de la Corte Suprema de Justicia y la Sala de Casación Civil se emitió la Sentencia del 30 de abril de 2009, en la que se señala que el reclamo de la demandante carecía de veracidad, por lo que el falló a favor de la empresa lechera.

Alquería se contactó con RCN Radio para aclarar tal situación y manifestó a través de un comunicado que: “En el marco del proceso, se comprobó ante las autoridades judiciales que la presencia de otras sustancias en la bolsa que alteraron el producto, fueron inducidas posteriormente a la compra del mismo, por lo que no guardaba relación alguna con Alquería”.

Además también aclara que no ha tenido que indemnizar a personas frente al consumo del producto, ya que según la empresa de lácteos, siempre se han realizado: “Todos los procedimientos y verificaciones correspondientes para garantizar que los productos ofrecidos se encuentren libres de bacterias u organismos a través de los procesos de ultrapasteurización y envasado aséptico”.

¿Cómo está de salud la señora Margy María Manasse Vargas?

La señora Manasse quedó en condición de discapacidad múltiple, se traslada en silla de ruedas y vive en la vereda El Verjón (localidad de Chapinero). Ella dice que no tiene familia y es acogida por los diferentes habitantes del sector que se turnan para darle posada.

“Ante esta situación, la Personería de Bogotá, mientras el juez decide la solicitud, logró que fuera atendida por la Subred Norte de Salud que la encontró con una crisis hipertensiva y la remitió al Hospital San Ignacio, en el que fue estabilizada y le practicaron el diagnóstico médico correspondiente para determinar el tratamiento a seguir”, detalló Silvia Juliana Arciniegas, Personera delegada Coordinación de la Gestión de Personerías Locales.

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas