El gobernador difundió un pedido de informes por falta de productos, un área de Matías Kulfas, el día en que se conocerá la inflación.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Inspectores de ARBA, el ente recaudador bonaerense, intimaron a empresas de consumo como Mastellone (La Serenísima) y Molinos, del grupo Perez Companc.

El kirchnerismo sigue marcándole la cancha al ministro Martín Guzmán. Primero enviaron al Congreso medidas económicas sin consultarle (adelanto del alza del salario mínimo y extensión de la moratoria para jubilados) y ahora el gobernador Axel Kicillof está avanzando en controles a las empresas, un área del también cuestionado ministro Matías Kulfas.

El exministro de Economía de Cristina Kirchner difundió este jueves en un comunicado que realizó pedidos de informes a dos grandes empresas de consumo masivo por falta de abastecimiento.

De esta manera, el gobernador se muestra activo el día en que se conoce la inflación oficial.

Se trata de dos firmas de capitales nacionales -Mastellone (conocida por su marca La Serenísima) y Molinos Río de la Plata (del grupo Perez Companc)- y la provincia informó que fue un trabajo en conjunto entre el Ministerio de Producción bonaerense y ARBA, la agencia de recaudación.

El Ministerio de Producción informó que les pidió a Molinos y Mastellone brindar información y respaldo documental sobre precios, volúmenes de producción y ventas por canal de comercialización de los últimos meses.

Son datos que también suele solicitarle el Ministerio de Desarrollo Productivo nacional, específicamente la Secretaría de Comercio Interior, a cargo de Roberto Feletti.

Es más, este jueves, desde esa dependencia justamente informaron que hubo una reunión con firmas lácteas, entre ellas Mastellone, por temas similares.

Mastellone y Molinos, dijo la gente de Kicillof, cuentan con más de 100 productos dentro del Programa +Precios Cuidados.

“La solicitud de información se origina por los preocupantes resultados de las fiscalizaciones del Programa +Precios Cuidados, que muestran un evidente desabastecimiento en las góndolas de las grandes cadenas comerciales en toda la provincia”, agregaron.

Según el ministerio bonaerense, “ante un contexto de estabilidad cambiaria, políticas destinadas al sostenimiento de la oferta y acuerdos entre el gobierno y las empresas alimenticias, no se evidencia las razones del desabastecimiento que denuncian las cadenas”.

La Provincia dijo que el pedido de informes busca que las empresas “justifiquen las razones por las cuales se genera el magro abastecimiento y a la vez, seguir de cerca estas acciones e identificar a tiempo posibles maniobras especulativas”.

Las empresas tienen “un plazo perentorio” para mandar la información a la Subsecretaría de Desarrollo Comercial y Promoción de Inversiones bonaerense.

La Provincia lleva adelante operativos de fiscalización y control del Programa +Precios Cuidados en grandes superficies comerciales.

En la última semana, se reforzaron los relevamientos en los municipios de Avellaneda, Esteban Echeverría, Ezeiza, Hurlingham, La Matanza, Lanús, Lomas de Zamora, Moreno, Morón, Quilmes, San Isidro, Tigre y Vicente López, indicaron.

Correcciones de precios

En la reunión de este jueves con firmas lácteas, además de representantes de Mastellone, estuvieron de Sancor, Milkaut, Saputo, el Centro de la Industria Lechera (CIL) y la Asociación de Pequeñas y Medianas Empresas Lácteas (APYMEL).

En la reunión, Feletti destacó que “el recorrido que queremos emprender tiene que ver con mejorar abastecimiento de la canasta de +Precios Cuidados, reducir la brecha con los productos que están fuera de la canasta regulada y pautar senderos de precios previsibles en estos últimos, en base a información fehaciente sobre costos, márgenes y rentabilidades”.

Además, el secretario manifestó que están “dispuestos a reconocer pautas de correcciones en los precios de la canasta regulada, que garanticen el pleno abastecimiento”.

Por otra parte, les requirió un sendero futuro de precios de productos no incluidos en la canasta regulada, que sean compatibles con “costos reales y márgenes de rentabilidad razonables”.

Otro encuentro

La semana pasada, Feletti había convocado a varias empresas, entre ellas Mastellone y Molinos, por el mismo tema de abastecimiento y cumplimiento del programa oficial.

El funcionario kirchnerista solicitó a unas siete empresas las razones de los faltantes y las subas de precios.

Asistieron al encuentro representantes de Molinos, Mastellone, Arcor, Unilever, Mondelez, Danone y Nestlé. En ese contexto, Feletti indicó que el nivel de abastecimiento en 1.350 supermercados del área metropolitana “era del 65%, mientras que históricamente ese número se ubicaba en el 75%”.

Te puede interesar

Una respuesta

  1. Y SI LA CIERRAN LOS DUEÑOS Y LISTO, PORQUE SEGUIR PERDIENDO DINERO, CUANTOS BALANCES MAS EN ROJO, CIERRENLA Y QUE LA MANEJEN LOS POLITICOS Y LISTO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas