El sector lácteo busca fortalecer mecanismos de lucha contra la informalidad, el contrabando y la adulteración de leche cruda.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

El contrabando y la sobreproducción de lácteos causa pérdidas por $50 millones de dólares al año a los productores de leche.
La principal solución a la sobreproducción de lácteos es lograr la exportación a los mercados de Bolivia, Colombia, Costa Rica, Chile, Cuba, Emiratos Árabes Unidos, Estados Unidos, México, Perú, República Dominicana y Venezuela.
El sector lácteo atraviesa por una etapa compleja, el principal problema es el contrabando que causa pérdidas por $50 millones de dólares al año a los productores de leche. Además, existe una sobreproducción y bajo consumo de este producto, dado que, se produce alrededor 6´152.841 litros/día, y de este volumen, 2´434.016 litros que son procesados por las industrias formales y un 50 % se ofertan en mercados informales.

Para enfrentar estas problemáticas, se propone fomentar la productividad y competitividad mediante la reducción de costos de producción en toda la cadena, eliminar la norma obsoleta, permitir la relación directa entre productores e industrias, aplicar mecanismos ágiles y efectivos para que los productos lácteos formales lleguen de manera competitiva, apoyar los programas sociales del Gobierno Nacional que impulsan el consumo de lácteos y fortalecer mecanismos de lucha contra el contrabando y la informalidad.

La solución a la sobreproducción lechera es lograr exportaciones sostenibles y competitivas, a pesar de que este es un gran reto, hay pasos importantes que se deben cumplir como: incrementar y asegurar la calidad de la leche cruda, fortalecer las buenas prácticas ganaderas, certificar las plantas lácteas y las buenas prácticas de manufactura, implementar mecanismos de trazabilidad y llegar a ser competitivos e innovadores a fin de aterrizar en los mercados destino con productos de alto valor y calidad.

Ya son diez las industrias lácteas que cuentan con la certificación de exportadores de productos lácteos por parte de Agrocalidad, con la meta de llegar a exportar a países como Bolivia, Colombia, Costa Rica, Chile, Cuba, Emiratos Árabes Unidos, Estados Unidos, México, Perú, República Dominicana y Venezuela.

Hay que tener presente que la exportación es un proceso complejo que debe ser sostenido en el tiempo, requiriendo importantes esfuerzos de toda la cadena láctea.

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas