Entre el 2% y el 4% de los tambos desaparecieron como resultado de la concentración productiva que parece no tener fin en la Argentina.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Engler avisó que la encuesta lechera alcanzará a 40 tambos entrerrianos.

El dato es, apenas, uno de los tantos que se consiguen a partir de la encuesta nacional lechera que impulsa INTA cada dos años. La información obtenida expresa al sector en toda su estatura; además del achicamiento de productores muestra la tecnología aplicada, la profesionalización del tambero, la capacidad instalada y el manejo reproductivo y nutricional, por mencionar apenas algunos de los aspectos ligados a la actividad.

La estadística debería ser una herramienta para ver la realidad de frente y actuar en consecuencia. Justamente ese es el objetivo. Patricia Engler es la profesional de INTA que conduce el relevamiento desde la Experimental Paraná y contó a Campo en Acción que en la provincia el plan es encuestar 15 explotaciones pero que llegarán a 40 para, sentenció, “tener un diagnóstico entrerriano muy bien representado”.

Las tareas, informó, comenzaron esta semana y van por la quinta edición. Se hace desde 2002 pero recién en 2012 la concretan de manera regular cada 24 meses, período suficiente para evaluar cambios. “Es exhaustiva, vamos a los más chiquitos y a los más grandes” graficó.

La profesional aportó que la información lograda es como una paleta que sirve a la toma de decisiones, ya sean tranqueras adentro como institucionales. Por caso, mencionó que al cabo de la edición anterior vieron que el promedio de ordeñe fue de 8.400 litros por hectárea al año, que los valores son más bajos a medida que desciende la escala y que en el primer relevamiento el mismo ritmo de extracción de leche fue de 5.000 litros, lo que marca el crecimiento en generación de materia prima.

Especificó que los resultados son de libre acceso y alcanzan para conocer y accionar. A nivel de INTA emprenden investigaciones y ofrecen pautas sobre donde hacer foco. Mencionó, por caso, que al advertir falta de gestión empezaron los cursos de capacitación en manejo empresario y uso de tecnologías.

Al trazar un perfil del productor tambero entrerriano dio pautas sobre las razones por las cuales el proceso de concentración se ralentiza en la provincia: “Estamos por debajo de la tasa nacional por la gran cantidad de tambos familiares que cuentan con un componente cultural muy grande, que pasa por generaciones. El tambero es pasional por la lechería”.

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas