Desde la Asociación de pequeños productores de leche en la región Centro-Sur de Chihuahua, Santos Anchondo denunció que sumado a cuestiones climáticas y alzas en los precios de los insumos, el Gobierno Federal y Morena los tienen en el abandono.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

De acuerdo con Santos Anchondo, líder de la Asociación de pequeños productores de la región Centro-Sur de Chihuahua, el hato lechero del municipio de Meoqui se ha reducido más de 40% a causa de los incrementos en los costos de producción.

Añadió que además del encarecimiento de los insumos necesarios para la operación de los establos, también se deben enfrentar a los daños provocados por la sequía en la entidad, lo que está llevando a los ganaderos al borde de la desaparición.

Denunció que más allá de destinar algún tipo de apoyo para hacer frente a los fenómenos climáticos, “el Gobierno Federal, en conjunto con Morena, tomaron la decisión de desaparecer el Fondo de Desastres Naturales (Fonden)”, un recurso que esperaban para poder repoblar sus hatos.

Aseveró que con la esperanza de recuperarse, el gremio está a la expectativa de que Liconsa incremente a 9.4 pesos por litro el precio de garantía que paga por la leche a los pequeños ganaderos, y que actualmente está en 8.20 pesos por litro.

Anchondo explicó para el diario local El Heraldo de Chihuahua que además de la escasez de agua y el encarecimiento del forraje, han tenido que lidiar con el alza en el valor de los servicios como el agua y la energía eléctrica.

Finalmente, lamentó que esta situación ha derivado en que los pequeños productores se endeuden, por lo que después deben vender a sus animales a los rastros para subsistir, deshaciéndose incluso de hatos enteros.

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas