Los grandes del sector alimentario ya están reconociendo que suben precios y muchos lo cuantifican.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Kraft Heinz es una de las multinacionales que han reconocido subidas de precios en los últimos días.

Las empresas ya no pueden seguir absorbiendo los aumentos de costes. Varias de las principales multinacionales alimentarias ya han desvelado que están subiendo los precios de los productos: Kraft, Ebro Foods, Deoleo, Nestlé, Unilever y Danone son algunos de los ejemplos.

Habrá que estar atentos a los datos de IPC de este mes, pero el dato de octubre ya es sintomático. El índice general subió un 5,5%, aunque el grueso de la subida se debe a la energía, pero la alimentación lleva una subida del 1,6% anual, que se eleva al 1,8% en el caso de los alimentos elaborados, según el último adelanto del INE.

Otro dato revelador es el indicador del desayuno, que elabora Financial Times, y que muestra que ahora el precio de los alimentos que componen la comida más importante del día se ha disparado un 63% y está en el nivel más alto de los últimos diez años.

Hasta hace unas semanas, se habían ido dando avisos sobre al necesidad de acabar repercutiendo a los consumidores el aumento de costes, y la distribución trataba de frenarlo, pero el momento está llegando.

La presentación de resultados trimestrales ha sido la ocasión para que muchas de estas compañías cuenten al mercado que sus planes para mantener las cifras de ingresos pasan por subir los precios.

Ebro Foods, la mayor compañía alimentaria de capital español, reconocía esta semana que está aplicando subidas de precio selectivas, concretamente en arroz (con marcas como Brillante, SOS o La Fallera) y en pasta (Panzani, Garofalo), debido a las fuertes subidas de las materias primas.

El líder del aceite de oliva, Deoleo, con marcas como Carbonell o Bertolli, apuntó también en la presentación de resultados trimestral que la subida de los precios ha contribuido a que sus cifras de ventas se incrementen un 3%.

También Kaft Heinz, que presentó sus cuentas trimestrales, señalaba a los inversores que sus expectativas para el cierre del ejercicio han mejorado gracias a las subidas de precios que se están aplicando para responder a la inflación de costes. Aparte de las salsas de Kraft y Heinz, el grupo elabora Oscar Mayer y Philadelphia, entre otras marcas relevantes.

Anuncios de subidas hasta el 4%

Nestlé, fabricante de Nespresso, Kit Kat o Maggi, explicó a los inversores hace dos semanas que mejora sus expectativas para el ejercicio gracias a las subidas de precios en el tercer trimestre, que cifra en el 2,1%.

Más marcada ha sido la subida reconocida por Unilever, la multinacional que elabora la mayonesa Helmann’s o el helado Magnum, que cifra en un 4% el incremento que ha tenido que aplicar a sus productos en el tercer trimestre para compensar la inflación que, según esta compañía, irá a peor el próximo año.

Otro de los grandes, Danone, reconoce en su último informe trimestral que las iniciativas relacionadas con los precios son claves para mantener su rentabilidad.

Y no solo entre los productos elaborados suben los precios. esta semana Fresh Del Monte, uno de los mayores distribuidores estadounidenses de frutas frescas, ha reconocido que no puede seguir absorbiendo los aumentos de costes y que tiene que trasladarlos a los precios.

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas