El recién llegado director general de la empresa láctea tiene bajo la manga una apuesta para explorar nuevas categorías, además del fortalecimiento de su presencia en México.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Francois Bouyra llegó a la dirección general de Alpura el 24 de junio. (Cortesía) (Francois Bouyra llegó a la dirección general de Alpura el 24 de junio. (Cortesía))

Francois Bouyra llegó a la dirección de Grupo Alpura hace dos semanas, tiempo en el que se ha puesto un objetivo claro: rejuvenecer a la empresa de lácteos, que el año próximo cumple 50 años en el mercado.

Bouyra, quien ha dirigido compañías como Casa Pedro Domec y Pernod Ricard, señala que uno de los pasos más importantes será buscar la fórmula que le permita obtener resultados a largo plazo, y para ello habrá que ubicar en el mercado áreas de oportunidad para la innovación, captar a los consumidores de las nuevas generaciones y llevar a la empresa más allá del centro y el sureste del país, en donde se concentran sus operaciones.

“Alpura se ha quedado un poco rezagada en cuanto a atributos mercadológicos y una de las claras misiones que tengo es rejuvenecer la marca. Darle unos ingredientes más contemporáneos, más actuales, más frescos”, dice.

Alpura se ubica como la tercera marca de productos lácteos preferida por los mexicanos, después de Lala y Nutrileche, ambas de Grupo Lala, el principal competidor en el segmento, de acuerdo con datos de la consultora Statista. Bouyra puntualiza que uno de cada tres mexicanos compra sus productos.

Las cifras se refieren a los millones de puntos de alcance del consumidor, que miden la penetración en los hogares.
Datos de 2020
Fuente: Statista

El nuevo director general de la compañía considera que hay algunos productos de su portafolio que tienen una oportunidad para destacar en el mercado, como los deslactosados, cuya demanda va en aumento. También contempla entrar al segmento de las leches alternativas, en crecimiento por el alto número de consumidores que buscan opciones de alimentos sin proteína animal.

La oportunidad para el negocio es clara. El mercado de las proteínas alternativas, entre ellas las leches de soya, arroz y avena, alcanzará un valor mundial de 3,240 millones de dólares en 2025 desde los 1,770 millones con los que cerró 2020, calcula Market Data Forecast. La consultora señala que el crecimiento en los anaqueles sería mayor si el costo para el consumidor final fuera menor.

“Estamos viendo una oportunidad en los plant based, estamos evaluando esta oportunidad. En términos de mercado, hay una tendencia hacia estos segmentos. Claro que necesitamos explorar la categoría porque la competencia está ahí”, puntualiza.

La compañía, que comercializa las marcas Alpura, Alpura Selecta, Forti y los quesos y mantequilla Carranco, también avanzará en innovación con la actualización de la norma del etiquetado frontal, que entró en vigor en octubre de 2020.

Sin revelar las cifras que se invierten en innovación, Bouyra considera que el reto con la norma está en la reformulación de productos, para mantener las características como sabor y textura, con menos calorías. “Nuestra chamba y nuestra responsabilidad está en buscar unas fórmulas para que el paladar disfrute de una forma más saludable”.

Crecer en México

Grupo Alpura también crecerá en territorio nacional. Como primer paso para la expansión geográfica, la compañía firmó una alianza con PepsiCo para que, a través de sus canales de distribución, ayude a los productos secos de la empresa, como la línea de quesos, a llegar a las tienditas del país. A la vez, la compañía evalúa algunos proyectos para llegar al norte del país.

“El músculo de PepsiCo nos ofrece una oportunidad geográfica que tenemos que aprovechar y creemos que es una asociación muy exitosa para alcanzar nuevas geografías”, afirma el directivo.

Por ahora, la empresa destinó una inversión de 1,500 millones de pesos para la expansión de su planta ubicada en Cuautitlán Izcalli y la instalación de un centro de distribución en Tepoztlán, desde donde planea elevar la capacidad de distribución. Estas inversiones generarán cerca de 500 empleos directos.

Alpura tiene tres plantas en el país: la de Cuautitlán Izcalli, donde fabrica leche pasteurizada, yogur, mantequilla y crema para batir; otra en Delicias, Chihuahua, para quesos, leche en polvo, evaporada y deslactosada, y la planta de quesos Carranco, en San Luis Potosí.

Actualmente, 2% de la producción de leche y leche evaporada de la planta de Chihuahua se exporta a Estados Unidos. El plan es que a futuro podría aumentarse a 5%.

“La visión de los socios es renovar Alpura y fortalecer la red de distribución con nuestros propios recursos o con Pepsi.(…) Yo soy un agente de cambio, me encanta transformar, me encanta innovar y Alpura ofrece un magnífico campo de renovación”, apunta Bouyra.

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas