Ganaderos y lecheros de la región centro-sur del estado de Chihuahua solicitaron a los gobiernos federal y estatal otorgar apoyos económicos para comprar maíz, canola, harinolina, maíz molido y concentrados, entre otros productos, porque la sequía tiene en crisis al sector, y eso ayudaría, sobre todo a los pequeños productores, a conservar lo que les queda de reses.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

El presidente de los ganaderos en el municipio de Saucillo, Manuel Balderrama Olivas, dijo que, aunque no es lechero se solidariza, porque ambos sectores requieren ese apoyo, debido a que el panorama está muy triste, “andamos hablando con las piedras”.

En la región centro-sur, al igual que en la mayor parte del estado se vive una sequía intensa que afecta a todos los sectores productivos del campo, y los pequeños productores de leche son afectados por una crisis intensa, lo que ha obligado a muchos a vender parte de su hato ganadero.

Aseveró que es urgente que lo gobiernos federal y estatal les otorguen apoyo, sobre todo a los pequeños productores de leche y carne, para que conserven lo que les queda de ganado.

Al inicio del año les autorizaron que el precio de garantía del litro de leche suba a 9.20 pesos, un peso más que en 2021, pero los lecheros solicitan que se incremente a 10.20 pesos.

Sin embargo, recibirán hasta 9.20 pesos por litro y podrán vender hasta 25 litros, en el caso de la región de Meoqui que es la mayor productora.

Buscan mantener mesas de diálogo con autoridades

Además, siguen en pláticas para mantener las mesas de trabajo con la Federación y funcionarios del estado, para mantener una comunicación constante sobre las necesidades del sector.

Datos oficiales revelan que el programa de Liconsa apoyó en 2021 a un total de mil 200 productores de leche de Chihuahua con una inversión de mil 768 millones de pesos, con lo que este programa se coloca en segundo lugar con mayor monto de recurso, sólo por debajo de las pensiones para adultos mayores, informó la delegación del Bienestar.

En total, entre 2020 y 2021 se ha beneficiado a mil 200 productores de leche cada año con 3 mil 269 millones 135 mil 497 pesos.

La diferencia con la pasada administración, además del monto, estriba en que la distribución de los recursos se realiza de manera directa, no a través de intermediarios como las sociedades de producción rural, cooperativas de productores de leche y asociaciones civiles, lo que generaba una dinámica de dispersión de los recursos públicos a discreción.

El gobierno federal decidió que este programa de abasto social instrumentara la compra de leche con un precio de garantía en forma directa a los medianos y pequeños productores. De esta forma, el promedio es de 25 litros por vaca, hasta un hato de 100 cabezas por propietario.

Al año el municipio que más litros aporta y por tanto, tiene el mayor ingreso, es Meoqui, con 49 millones 347 mil 646 litros del lácteo y una derrama económica por 453 millones 998 mil 343.20 pesos.

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas