La mayoría de las empresas han trasladado el alza de los costos a sus consumidores finales en el primer trimestre del año, o anunciaron que aumentarán precios.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Los márgenes operativos de las empresas de consumo que cotizan en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) se mantendrán afectados en tanto permanezca el alto nivel de inflación, debido a los elevados precios de los insumos que utilizan

Alain Jaimes, analista bursátil en Signum Research, explicó que, “debido a que las presiones en los precios responden a factores de oferta, es decir, están determinadas en gran medida por disrupciones en cadenas de suministros, cuellos de botellas e ineficiencias logísticas y de transporte alrededor del mundo resulta desafiante encontrar medidas para atenuar la aceleración en los precios”.

Indicó que, fueron varias las empresas que trasladaron el alza de sus costos a los consumidores, en el primer trimestre, con aumento de precios en sus productos, pero no lograron mitigar de todos los efectos negativos de la inflación, pues aún con distintas estrategias reportaron una baja generalizada en sus márgenes.

“La estructura financiera de cada emisora es diferente y unas tienen mejor balance que otras para hacer frente al alza en sus costos por la inflación. Por más robusto que sea el balance, no transferir el alza en costos a sus clientes es una medida poco sostenible. Si no suben precios, las repercusiones se verían en niveles de utilidad más bajos y podrían verse obligadas a no pagar dividendos, detener proyectos de inversión o recortar gastos en innovación”, añadió Jaimes.

En lo que va del año, el rendimiento de la mayoría de las acciones de las compañías de consumo ha caído. Herdez encabeza los descensos (-23.86%), seguido de Alfa (-11.38%), Kimberly Clark (-10.06%), Gruma (-7.10%) y Bimbo (-4.29%). En tanto, Bachoco y Alsea registran ganancias de 6.40 y 11.01%, respectivamente.

Afectaciones

La panificadora más grande del mundo, Grupo Bimbo, presentó en el primer trimestre del 2022 un aumento en su flujo operativo (EBITDA), de 11.9%, pero una contracción en su margen operativo de 70 puntos base, principalmente por mayores costos de las materias primas

El conglomerado industrial regiomontano Alfa, tuvo un aumento en sus ingresos del 24.8% en el primer trimestre del año y la empresa explicó que ello se debió a un incremento en el precio promedio del petróleo y materias primas en una de su subsidiaria, Alpek. La firma trasladó el aumento de sus costos por la inflación, al consumidor final.

Otra de sus filiales, Sigma Alimentos, reportó que en el primer trimestre del 2022 su flujo proveniente de Europa se vio afectado por el fuerte incremento en los precios de los insumos.

La productora de harina de maíz, Gruma, mencionó en su reporte que su costo de ventas se disparó 20%, lo que influyó en el retroceso de su utilidad neta.

Heriberto Sandoval, asesor de Inversiones en la consultora Increase Kapital, dijo que “el aumento de precios dependerá mucho del tipo de producto del que se trate y si las empresas cuentan o no con coberturas. Las compañías cuya demanda de su producto o servicio son sensibles al incremento de precios, tendrán que absorber el costo y buscar ser más eficientes para afectar lo menos posible sus márgenes”.

La inflación anual en México se ubica en 7.68%, mientras que el dato correspondiente a la segunda quincena de abril es de 0.18 por ciento.

Los expertos coinciden en que el balance de riesgos para la inflación sigue sesgado al alza, no solo por la incertidumbre creada en la pandemia (aún vigente), sino por la prolongada guerra en el Mar Negro y los nuevos brotes de Covid-19 en varias ciudades de China.

Mayores costos operativos pegan al sector autoservicios

Empresas de autoservicio que cotizan en la Bolsa Mexicana de Valores han resentido los efectos de inflación durante el primer trimestre de 2022, de acuerdo con sus reportes financieros.

Si bien las cadenas subieron sus ventas, los márgenes de sus utilidades se redujeron.

Aquellos casos en que se han reducido los márgenes se deben principalmente al aumento de costos operativos como combustible, salarios y energía”, dijo Marisol Huerta, analista de Consumo en Banco Ve Por Más (Bx+).

“El impacto ha sido reducido porque las cadenas de autoservicio tienen la capacidad de subir precios al nivel de la inflación. Aparte sus gastos no van a subir en la misma proporción, porque la inflación interna en estas cadenas es inferior a la tasa de inflación general”, explicó Jerónimo Cobián, analista en Consumo y Autoservicios en Actinver.

La cadena de autoservicio, La Comer, cuyas ventas a tiendas iguales se incrementaron 7.3% en el primer trimestre de 2022 comparado con el mismo periodo de 2021, tuvo una reducción de 10 puntos base en su margen EBITDA.

Jorge O’Cadiz Salazar, director general, explicó que esta contracción se debió al 25% de aumento en costos de electricidad.

Las acciones de La Comer se han mantenido prácticamente estáticas en lo que va del año en la Bolsa mexicana, con una ligera caída de 0.11% hasta este martes.

Walmart de México y Centroamérica tuvo un crecimiento interanual de 10.2% en sus ventas totales, mientras que su margen EBITDA cayó 40 puntos base.

El director general de la minorista, Guilherme Loureiro, afirmó que la alta inflación afecta a sus clientes, por lo que están llevando a cabo acciones para mantener precios bajos.

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas