El colectivo hace un llamamiento a la responsabilidad de las partes que están implicadas en la huelga del transporte para que revisen las consecuencias de las medidas adoptadas.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Camiones parados el lunes ante la planta de Leite Rio ALBERTO LÓPEZ

La Federación Nacional de Industrias Lácteas (Fenil) ha hecho un llamamiento a la responsabilidad de todas las partes que están implicadas en la huelga del transporte para que reflexionen sobre las medidas de presión que están llevando a cabo y no obstaculicen la recogida de un alimento perecedero como es la leche. En un comunicado explican que al impedir la libre circulación de vehículos «se están ocasionando graves problemas en el abastecimiento de mercancías necesarias para el normal funcionamiento de muchas empresas del sector de la alimentación y, en particular, del sector lácteo».

Desde FeNIL recuerdan que «la leche y los productos lácteos son alimentos altamente perecederos, por lo que es necesario recoger todos los días esta materia prima en el campo y tratarla de forma inmediata en las fábricas que se ubican en todo el territorio nacional». Y añaden que los lácteos son alimentos esenciales que forman parte del aporte diario de nutrientes que precisan todas las personas. Por ello, dicen, «el bloqueo en la entrada y salida de las mercancías necesarias para elaborar alimentos lácteos está poniendo en riesgo, tanto la recogida de leche en el campo, como el envasado y la puesta a disposición de la ciudadanía de estos alimentos esenciales para la población».

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas