Mercado en baja
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
La actividad siente la baja del precio internacional

La pandemia de coronavirus está afectando el comercio y el valor internacional de la leche en polvo. De los US$3300 por tonelada a los que cotizaban los futuros en Nueva Zelanda en enero cayeron a US$2700 este mes, por el menor consumo previsto en los principales países compradores. China es el principal importador mundial.
“A fines de 2019 ya había reducido sus compras por problemas logísticos de desembarco de la mercadería en los puertos”, dice el consultor José Quintana. Las compras chinas provienen sobre todo de Nueva Zelanda y la aparición del coronavirus hizo que el producto por embarcar permaneciese en el país de origen, con dudas respecto de si luego se harían nuevos pedidos o si sería suficiente con los pendientes.
El peso de china
No obstante, a partir de las medidas restrictivas de movimiento y de reunión de las personas en China se agregó la reducción del consumo de la población, sobre todo en pizzerías y en locales de comida rápida. Hacia adelante, la esperanza es que se controle la enfermedad en China. El analista Marcos Snyder observa que han disminuido notoriamente los nuevos casos y que se están vaciando los hospitales construidos para atender a los afectados.
“Si China reanuda las compras próximamente podría modificarse la tendencia actual del mercado mundial”, apunta. Sin embargo, Quintana también advierte que ese proceso llevará tiempo, porque si los chinos vuelven al trabajo, pocos irán rápido a los restaurantes donde se reúna mucha gente.

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas