El fideicomiso que en este momento controla la compañía tiene 54.9% de las acciones del grupo y algunos de los miembros del Consejo, incluido el presidente, Eduardo Tricio.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Desde mayo pasado, Grupo Lala, encabezada por Eduardo Tricio, dio a conocer su intención de abandonar la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), mediante la compra de todas sus acciones en circulación; sin embargo, su desliste no tiene fecha, ya que aún espera la aprobación de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV).

El director general de la compañía productora de lácteos, Arquímedes Celis, dijo en conferencia con analistas que en este momento el proceso está siendo administrado por los ofertantes y sus representantes legales; pero antes de presentar la oferta pública para comprar los títulos en manos del público inversionista, deben contar con la autorización de la CNBV.

Mientras que el director de finanzas de Lala, Alberto Arellano, recordó que un grupo de socios de grupo anunciaron sus intenciones de adquirir mediante una oferta pública, a un precio alrededor del 20% arriba del precio previo al anuncio.

“Eso es lo que sabemos y podemos compartir, la otra que está en espera es que las autoridades autoricen o no esto, es lo que podemos decir”, expuso el directivo.

Y es que el fideicomiso que en este momento controla la compañía tiene 54.9% de las acciones del grupo y algunos de los miembros del Consejo, incluido el presidente, Eduardo Tricio, son beneficiarios del mismo.

Durante el segundo trimestre la compañía de lácteos consiguió un crecimiento en ventas del 0.6% anual, con valor de 20 mil 161 millones de pesos, donde México fue el único país que presentó crecimiento con 3.8%.

Arquímedes Celis comentó que todavía ven algunos problemas de consumo, los cuales están atacando con innovación en el portafolio y reformulaciones.

“Estamos dando pasos concretos en la estrategia reenfocada para reducir la estructura de costos de Brasil y mejorar su eficacia operativa. Esto incluye una optimización de cartera para mejoras de productividad, que incluyen una reestructuración corporativa, mejor control de desperdicio de producto y alta utilización de la capacidad anual, además de implementar proactivamente los aumentos de precios mientras mantenemos nuestra competitividad en este mercado”.

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas