La compañía anunció que se quedó con solo una porción minoritaria de Freshly y que evalúa opciones estratégicas para Palforzia. Había comprado ambas en 2020.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
compra
"Teníamos grandes esperanzas por este negocio", aseguró Mark Schneider, CEO de la firma en un seminario en Barcelona.
La suiza Nestlé desembolsó más de u$s 3500 millones para comprar dos empresas en 2020. Pero ahora estaría buscando la manera de desprenderse de ambas, según consigna Bloomberg.

Ambas adquisiciones no tuvieron la performance esperada ni lograron la sinergia proyectada con su negocio core. Esto, detallan, podría también desembocar en un cambio de foco en su estrategia de M&A.

Teníamos grandes esperanzas por este negocio“, aseguró Mark Schneider, CEO de la firma en un seminario en Barcelona, de acuerdo a lo detallado por el medio. Y prosiguió: “En lugar de un éxito de taquilla, esto se parece más y más a una potente y bastante exitosa terapia de nicho”. El ejecutivo se refería a la biofarmacéutica Aimmune Therapeutics por la cual Nestlé puso sobre la mesa u$s 2600 millones.

Compró una empresa que desarrolla un medicamento contra la alergia al maní. No salió como esperaba.

Esta compañía desarrolla y comercializa tratamientos para alergias alimenticias. En particular, su producto estrella es Palforzia, el primero para reducir la severidad y frecuencia de reacciones alérgicas al maní que recibió luz verde por parte de la FDA (Administración de Alimentos y Drogas de los Estados Unidos).

Nestlé esperaba que Palforzia genere ventas por u$s 1000 millones, sin embargo esto no sucedió. Las inversiones en marketing para posicionar al producto provocaron una caída en el margen de ganancia del negocio de health-science de la firma suiza. Y las expectativas no se modificaron en la pospandemia.

Greg Behar, jefe de la unidad de Health Science, le confirmó a un grupo de inversores que Nestlé buscará socios para este proyecto o también explora la posibilidad de una venta directa. A su vez, agregó, el sector pharma ya buscará expandirse a través de fusiones y adquisiciones.

En 2020 pagó u$s 950 millones por Freshly y hoy se quedó con una participación minoritaria.

“Nestlé decidió explorar opciones estratégicas para Palforzia tras una adopción más lenta de la esperada por parte de los pacientes y profesionales de la salud. Se espera que la revisión se complete en la primera mitad de 2023”, detalló la empresa en un comunicado.

OTRA MARCHA ATRÁS

Pero no fue la única compra que no cumplió con las expectativas. En 2020 desembolsó u$s 950 millones para quedarse con Freshly, un servicio de delivery de comida fresca preparada. Dos años más tarde anunció que fusionaría este emprendimiento con Kettle Cuisine, propiedad del fondo de private equity L Catterton. Nestlé se quedó con una porción minoritaria de la firma resultante.

Más allá de estas decisiones, el holding suizo señaló que, desde 2018, sus adquisiciones le dieron un retorno de entre el 11 y 13% desde 2018. Su nueva estrategia rumbo a 2025, detallaron, prevé que la compañía regrese a un margen de ganancia operativa de entre el 17,5 y 18,5% en los próximos tres años.

Te puede interesar

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas

Cerrar
*
*