De esta manera, desmienten lo dicho por el ministro Javier Rodríguez, quien destacó el crecimiento de la actividad en territorio bonaerense.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

El ministro de Desarrollo Agrario de la provincia de Buenos Aires, Javier Rodríguez, participó de la 18º Fiesta Provincial de la Lechería, en el marco de la 48° Exposición Rural Suipacha 2022, donde destacó el crecimiento de la actividad tambera en territorio bonaerense y las políticas de la cartera agraria en ese ámbito, y sostuvo que se comenzó “a revertir la crisis en la que se encontraba el sector”.

“Aún en medio de la pandemia pudimos aumentar la producción lechera en la provincia y comenzar a revertir la crisis en la que se encontraba el sector», sostuvo Rodríguez.

La producción de leche cruda a nivel nacional llegó en 2021 a 11.553 millones de litros, un incremento del 4% respecto a 2020 y su mejor performance desde 2015, luego de presentar una importante caída entre 2016 y 2019. En 2022 se mantuvo la tendencia, con un crecimiento del 1,6% en los dos primeros meses respecto a 2021. En tanto, las exportaciones vienen de un 2020 de fuerte recuperación (+32%), que continuó al año siguiente (+0.3%). Así, 2021 cerró con el mejor registro de los últimos años, y entre enero y febrero de 2022 se mantuvo la tendencia, con un incremento del acumulado interanual del 17%.

Sin salida

Gustavo Augel es productor de leche en Lobos y coordinador de la Comisión de Lechería de CARBAP.

Opinó sobre los dichos del ministro Rodríguez, diciendo que “la lechería no escapa a la situación actual del país. Es todo lo contrario, la lechería sigue inmersa en una crisis y no vemos una salida en el mediano o corto plazo. Los tambos siguen cerrando y seguimos produciendo a pérdida, sin rentabilidad. Si nos vamos a guiar porque se ha producido más leche que el pasado o el anterior, es porque hubo buen clima y las vacas estaban bien, no porque se hayan implementado buenas políticas. Hoy ya tenemos que hablar de inundaciones en el centro de la Provincia, por lo cual se resentirá la producción”.

Financiamiento

Para impulsar al sector, el Gobierno bonaerense, a través del Banco Provincia y en articulación con el Ministerio de Desarrollo Agrario, reinstauró el crédito a la producción, con tasas más bajas que las preexistentes, mientras que también tuvieron un papel importante las líneas de descuento de cheques.

Además, se crearon líneas de financiamiento específicas a tasa bonificada, como la destinada a la mejora en el tratamiento de efluentes en los establecimientos que desarrollan esta actividad, con montos de hasta 5 millones de pesos y un subsidio de tasa de hasta 8 puntos. También, recordó Desarrollo Agrario en un comunicado, está en vigencia otra línea para tamberos maseros de la Provincia de Buenos Aires destinada a la realización de obras de infraestructura que permitan a productores y productoras su regularización.

El tambero expresó que “tenemos unas líneas de crédito hasta 5 millones de pesos, que van exclusivamente al tratamiento de efluentes. Hoy, un productor con 150 vacas no piensa en esto, sino en poder producir, sembrar pasto y hacer el silo. En la provincia de Buenos Aires, el 70% de los tambos son chicos, con una producción de unos 4000 litros diarios”.

Panorama

Para finalizar, Augel dijo que “hoy el panorama es crítico. Estamos cobrando $40 el litro y eso es lo que gastamos para producirlo. En el último semestre del 2021, los tamberos perdieron 15 puntos respecto de la inflación, a lo que hay que sumarle el aumento de los commodities, que se reflejaron directamente en el costo de producción de los tambos”.

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas