Considerando la ganancia antes de intereses e impuestos.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

El año pasado fue un año difícil para la mayor parte de las empresas tamberas argentinas. Pero no para Adecoagro, cuya unidad lechera generó una utilidad antes de intereses e impuestos (EBIT) de 4,93 millones de dólares versus 11,2 M/u$s en 2017.

“La caída de la rentabilidad se debe fundamentalmente a menores ventas brutas generadas por una reducción del 14,5% del precio promedio de venta medido en dólares, el cual cayó de manera pronunciada luego de la devaluación del peso argentino”, explicó el último balance presentado por la compañía gestionada por el argentino Mariano Bosch. El precio promedio de venta de la leche registrado por Adecoagro en 2018 fue de 0,30 u$s/litro.

En 2018 el megatambo estabulado de Adecoagro generó ingresos por 33,2 millones de dólares, de los cuales 1,8 M/u$s (5,4% del total) provinieron de la venta de energía eléctrica a la red nacional en el marco del programa nacional RenovAr. La planta de bioenergía de Adecoagro –alimentada con residuos orgánico de vacas– cuenta con una potencia instalada de 1,42 megavatios y vende la energía a un valor de 158,9 u$s/MWh.

Adecoagro, que cuenta con un megatambo estabulado (free-stall) en la localidad del sur santafesino de Christophersen, indicó que en 2018 obtuvo una productividad diaria promedio de 36,6 litros/VO.

La cantidad de vacas en ordeñe promedio registradas en el último trimestre del año pasado fue de 8035 versus 7166 en el mismo período de 2017. La compañía se encuentra en un proceso de expansión del rodeo con el objetivo de llegar a un total de 14.000 vacas.

Adecoagro comenzó a operar recientemente dos plantas industriales –vendidas por la cooperativa SanCor por 45 M/u$s– localizadas en Chivilcoy con una capacidad de procesamiento diaria de 700.000 litros (donde elabora leche fluida larga vida que comercializará con la marca “Las Tres Niñas”) y Morteros con una capacidad diaria de 910.000 litros (dedicada a producir leche en polvo y queso barra con destino a mercados externos).

“El control de la cadena de valor nos permitirá mejorar la eficiencia y aumentar los márgenes del negocio. Al mismo tiempo, aparte de la sinergia con nuestra ya eficiente operación tambera, esta transacción nos permitirá tener la flexibilidad de vender tanto en el mercado nacional como el de exportación en función de la rentabilidad relativa de ambos sectores con la meta de generar retornos atractivos”, aseguró Adecoagro.

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas