El horizonte de la lechería se llenó de luces amarillas, según establecieron los técnicos de los grupos CREA en su reciente informe sobre el sector. Allí quedan en evidencia dificultades en las cuentas de la producción, la venta en el consumo interno y en la exportación de lácteos.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Por un lado, el clima está complicando la productividad de los tambos y se esperan caídas individuales como consecuencia del impacto desigual del tiempo. En muchos casos la sequía primero, las heladas tempranas después, impidieron que se pudieron hacer las reservas forrajeras necesarias.

En cuanto la situación económica de los tambos, la suba del precio de la leche -que fue de 7% en marzo y se espera que sea similar en abril- no alcanza todavía para compensar los incrementos de costos. “Para marzo el índice de costos aumentó 8,8% y el índice de precios 1,6%. Así es como la relación IP/IC se ubicó en 0,81, siendo la más baja del último año”, dice el documento.

Aquí la versión completa del informe:

Haz clic para acceder a reporte-de-actualidad-agro-crea-lecheria.pdf

Esto repercute en el nivel de endeudamiento de los tamberos: “El deterioro en el resultado comienza a notarse en el análisis financiero mediante el incremento en los días de endeudamiento a corto plazo, que pasó de 31-32 días en noviembre de 21 a 35 días en marzo 2022”, se apuntó.

En esto, a la vez, tiene mucho que ver el dinero que entra a la cadena y la captura que puede hacer el sector primario.. Por un lado hay que restar a la ecuación el impuesto a la exportación, que es del 9% en el caso de la leche en polvo. El mercado interno además ofrece bolsillos cada vez más flacos por el impacto de la inflación.

“En enero de 2022 las ventas de lácteos disminuyeron en volumen 3,3% y en facturación 6,3%, siendo la más pronunciada desde el año pasado”. apuntaron los CREA.

Además hay problemas en la exportación. En enero-febrero hubo una baja en los volúmenes de 3,6%, que fue compensado por una facturación, que aumento 16%. De allí en más “se plantea un interrogante por la dimensión del conflicto Ucrania-Rusia en la performance de las exportaciones argentina para los próximos meses”.

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas