El Consejo Europeo de la Leche (EMB, por sus siglas en inglés) advirtió que el aumento de los costos está "amenazando la supervivencia" de los productores lecheros y la producción de leche en Europa.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

El organismo de la industria dijo que a pesar de una tendencia alcista “ligera” en los precios, los incrementos no logran compensar el “aumento extremo” de los costos que enfrentan los productores. El precio de insumos como fertilizantes, concentrados y energía se ha disparado en los últimos meses.

En Alemania, EMB dijo que las “principales lecherías” en Renania del Norte-Westfalia pagaron a los productores de leche 44 centavos por kilogramo de leche en febrero. Este fue un aumento en el precio de la leche en el tambo, señaló la asociación de agricultores, pero enfatizó que estaba “lejos de ser suficiente” para compensar el aumento promedio que enfrentaron los productores de leche de 10 centavos. Esto sitúa los costos totales de producción en 53 céntimos/kg de leche. Y los precios continúan subiendo, subrayó EMB.

En Portugal, EMB dijo que se registraron aumentos de precios interanuales del 62% para el diésel, el 77% para el maíz y el 140% para los fertilizantes nitrogenados hasta abril de 2022. En Francia, los costos de la energía aumentaron alrededor del 30% y los costos de los fertilizantes aumentado en más del 80% en el transcurso de un año.

La situación ya está teniendo un impacto en el ganado lechero europeo, reveló EMB. Los informes entrantes de países como Italia y los Países Bajos indican que, debido a la explosión de los precios de los suplementos, un número cada vez mayor de productores se ven obligados a enviar sus vacas lecheras a la industria frigorífica.

“Esta situación increíblemente tensa actualmente está obligando a muchos productores a abandonar la producción de leche y está erosionando las estructuras agrícolas en la UE”, advirtió la presidenta del EMB, Sieta van Kei. El Comité Ejecutivo del EMB dijo que ‘exige’ un ajuste en el precio pagado a los productores para compensar el aumento del costo de producción.

Según Elmar Hannen, miembro del Comité Ejecutivo del EMB, se deben tomar medidas inmediatas. “Las pérdidas masivas en el número de productores es lo peor que nos puede pasar en Europa. (…) Esta rápida extinción del sector sin duda conducirá a dificultades en la producción de alimentos en Europa”.

Hannen sostiene que un sector agrícola sin tambos a pequeña escala “viables” estará “altamente industrializado”, lo que significa que “no está en posición” para abordar la necesidad de transición hacia métodos de producción menos dañinos para el medio ambiente.

El EMB hace un llamado para que tomen una serie de pasos para mejorar las perspectivas económicas de los productores lecheros europeos, apoyando así una producción de leche que sea más estable y sostenible en el futuro. El plan de cinco puntos exige:

Los costos de producción explosivos serán cubiertos por los precios: “El EMB hace un llamamiento a los compradores y procesadores para que desempeñen su papel en el manejo de los costos crecientes en lo que respecta a la leche”, dijo el organismo.

La ‘sostenibilidad social’ en la PAC y el Green Deal ‘debe anclarse e implementarse de inmediato’: “Sin tambos viables, no puede haber una transición exitosa hacia la sostenibilidad ambiental.

El mercado debe contribuir a la transformación del sector agrícola: “El objetivo debe ser precios que ofrezcan una cobertura total de los costos, incluidos todos los costos de sostenibilidad.

Se deben establecer organizaciones de productores ‘horizontales’: que negocien contratos y precios con los procesadores en nombre de los productores en todas las lecherías y en toda la UE con suficiente poder de negociación, enfatizó el EMB. Boris Gondouin, miembro del Comité Ejecutivo cree que es absolutamente esencial que los productores de las cooperativas estén representados en estas organizaciones de productores. “Muchos productores son miembros de cooperativas, lo que significa que cubren una gran parte del volumen de leche. También se deben negociar precios que cubran los costos para estas entregas”, dijo Gondouin.

Las medidas deben aplicarse a los productos agrícolas importados: el EMB también reveló que está a favor de que los productos agrícolas importados estén sujetos a medidas sobre estándares ambientales y de salud. Esto significaría que los productos agrícolas que no cumplen las normas de la UE no se comercialicen en el mercado de la UE. “Evitaría que los productos locales de la UE, que son más caros de producir debido a los estándares locales, sean marginados y reemplazados por importaciones ‘baratas’”. Fuente: OCLA a partir del Dairy Reporter

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas