La demanda mundial se ha debilitado y los precios de los lácteos han registrado resultados mixtos. Los precios de leche en polvo entera retrocedieron, con China -el principal comprador global- golpeado por las restricciones estatales en busca de frenar los contagios de covid-19 sumado a una oferta adicional en GDT, señaló Rabobank en su informe mensual New Zealand Agribusiness Monthly.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Los valores de exportación de manteca y queso de Oceanía se mantuvieron cerca de valores récord pero aflojaron los precios de la leche en polvo. Los valores de la leche en polvo descremada superaron a los de la entera, más allá de también haber registrado ajustes.

La oferta en las regiones exportadoras sigue siendo floja y eso da sostén a que el precio al productor siga por encima del promedio de los últimos cinco años, apuntó Rabobank.

La oferta de leche de Nueva Zelanda en marzo tuvo una caída interanual de 2% con una racha de bajo crecimiento que acumula ya ocho meses, asociado a condiciones climáticas adversas durante gran parte de la temporada.

La producción europea pasó a territorio positivo en febrero, con un crecimiento de 0,5% interanual. Titanes de la producción como Alemania y Francia siguen con viento de frente ante altos costos y márgenes presionados. En Reino Unido la producción cayó 2,5% año sobre año en marzo. Ese mismo mes, en EEUU, la remisión de leche se contrajo 0,5% a pesar de un aumento en el stock.

Con este escenario de baja producción global, las previsiones de precio al productor para el ejercicio 2022/2023, que comienza el 1 de junio, se espera con cierto entusiasmo. Los débiles fundamentos de la oferta respaldan precios firmes de la materia prima, aunque las incertidumbres de la guerra no permiten ver con claridad las previsiones.

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas