Afectaciones ascienden a $3,54 billones, por lo que gremios aseguran que, aunque sería ideal usar los fondos, recursos no serían suficientes
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

En 2020, el sector agropecuario jalonó la economía en su peor crisis. Así mismo, en el primer trimestre fue de los renglones que tuvo una variación positiva. Sin embargo, hoy es la rama que sufre las consecuencias de los casi 40 días de bloqueos, y peor, no puede usar sus fondos parafiscales para compensar los daños.

Según datos del Ministerio de Agricultura, a la fecha, las pérdidas ya alcanzan los $3,54 billones y el riesgo de pérdida de empleos es de poco más de 760.000.

Aunque se pensaría que el sector podría solventar estas pérdidas con recursos de los más de $610.000 millones (cifra a 2019) que hay en los 15 fondos parafiscales, lo cierto es que esta no es tarea sencilla y lo impiden ciertas reglas que están consignadas en la ley que creó los fondos.

Según Germán Palacio, presidente de Fedepapa, el fondo parafiscal se rige por un marco jurídico, por lo que este solo sirve para temas como concienciación del consumo, asistencia técnica y otros herramientas de innovación y tecnología necesarias para desarrollar el sector.

“Utilizamos los recursos para introducir tecnología, pues los recursos parafiscales son reglamentados”, aseguró Palacio.

Respecto a este tema, Álvaro Palacio, presidente de Asohofrucol, recalcó que lo que se recibe en fondos parafiscales es muy poco y no alcanzaría a solventar las pérdidas, que en el caso del sector hortofrutícola va en más de $300.000 millones.

“Las pérdidas son muy grandes y con el fondo no alcanzaría. Los fondos parafiscales están regulados por la ley que los crea y se deben destinar para lo que mande la ley que es para asistencia, implementación de tecnología y desarrollo de subsectores. Eso ya tiene unos objetivos plasmados en la norma que no se pueden mover”, dijo Palacio.

Estos fondos, que en el segmento de la papa llegan a $5.000 millones y $6.000 millones por año, y en el café alcanzan hasta $240.000 millones, tienen una particularidad adicional y es que por la pandemia, y ahora por los bloqueos en las vías, su recaudo ha bajado, ya que el número de empresas se ha reducido y otras no han podido aportar por falta de liquidez.

Jeffrey Fajardo, presidente de Porkcolombia, aseguró que el recaudo del fondo cayó 20% en mayo, pues los bloqueos impiden el desplazamiento de animales de granja a plantas y actividades mínimas en las principales plantas de beneficio.

En esta misma línea, Juan Sebastián Bargans, presidente de Asoleche, destacó que aunque no tiene la cifra oficial, sí se puede evidenciar que el recaudo parafiscal en mayo va a caer. También mencionó que espera que este se pueda usar para compensar las grandes pérdidas que se han sentido en los productores de leche. “Ojalá que este fondo pueda usarse en estos momentos de crisis”, concluyó.

LOS CONTRASTES

Jeffrey Fajardo
Presidente de Porkcolombia

“El objetivo del fondo parafiscal del sector es orientar los recursos hacia la investigación, asistencia técnica, transferencia de tecnología y sostenibilidad de la actividad porcina”.

Juan Sebastián Bargans
Presidente de Asoleche

“El fondo tiene un presupuesto limitado y con esta gran producción que se ha perdido sería difícil, pero, por lo menos, sí serviría para atenuar la crisis en el sector lechero”.

Incorporó un “tambo calesita” que les permite ordeñar 1000 vacas en un tercio del tiempo que les llevaba antes

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas

Cerrar
*
*
Cerrar
Registre una cuenta
*
*
*
*
*
*
Fuerza de contraseña