Los ganaderos españoles que han de firmar estos meses contratos con las industrias lácteas han de tener en cuenta las nuevas condiciones que el Decreto-Ley 5/2020 establece para los mismos.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

La nueva normativa establece tres criterios que modifican el contenido habitual de los contratos en estos tres aspectos:
Todos los contratos tienen que incluir una cláusula que haga referencia a los costes de producción.
No se puede firmar ningún contrato que no cubra los costes de producción.
Los contratos no se pueden referenciar a índices que sean participados por la industria como puede ser el índice FEGA
AGAPROL OPL hace un llamamiento para que los ganaderos no firmen ningún contrato que no contemple estos requisitos recogidos en la modificación aprobada por el Gobierno. Hasta que el Ministerio de Agricultura no especifique claramente cómo se trasladan sus indicaciones a los contratos reales será preferible realizar las consultas necesarias y esperar antes de firmar los documentos.
La modificación de la Ley de Cadena Alimentaria es una oportunidad para mejorar y dar transparencia a las relaciones entre los diferentes participantes en la misma. El cumplimiento de la misma para ser efectiva, sin embargo, ha de trasladarse expresamente a los contratos que cada ganadero firma con su industria de referencia. El periodo que ahora se abre -uno de los más importantes del año en la renovación de contratos- es vital para que industrias y ganaderos puedan tener clara la nueva normativa y recurrir a las medidas aprobadas en beneficio de la Cadena Alimentaria en nuestro país.

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas