En medio de un reclamo salarial, desde la firma echaron a la luz un acuerdo entre la compañía y el partido político para producir leche.
Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

En medio de un conflicto por un reclamo salarial millonario, trabajadores de la empresa láctea local Cotar apuntaron contra el bloque de Ciudad Futura. Es que la organización política firmó un acuerdo con la compañía en 2019 para producir leche a precios más accesibles, pero “de golpe desaparecieron”.

Cristian Rivarola, delegado de la empresa, relató a Rosario Nuestro que los directivos de Cotar adeudan 40 millones de pesos a 147 trabajadores afectados.

“Estamos mucho peor que el año pasado. Somos 147 trabajadores. Ya acumulamos entre todos los operarios y compañeros 40 millones de pesos en deuda”, indicó.

En ese marco fue que Rivarola apuntó contra Ciudad Futura por un acuerdo firmado con la compañía en 2019 para lanzar al mercado productos lácteos a un menor precio, pero al poco tiempo “nunca se supo” más nada del bloque, según contó.

“No sé cuál era el negociado, pero duró lo que dura el agua entre los dedos. Venían a cargar (leche) todos los días para vender en plazas y en lugares estratégicos a un precio más barato, y de golpe desaparecieron y nunca más se supo de Ciudad Futura”, señaló el trabajador.

Un posteo en el Facebook de Ciudad Futura en ese año publicitaba la iniciativa: “Desde Ciudad Futura nos propusimos hacer algo para que un alimento tan básico no falte en las mesas rosarinas. Así, nos unimos a la cooperativa COTAR y, en medio de la campaña, nacieron los famosos “sachetazos”, donde ofrecíamos en distintos puntos de la ciudad un producto de calidad a un precio justo. Ese era solo el comienzo de la #PolíticaConBuenaLeche”.

El convenio entre el partido político y la cooperativa derivó en la apertura de La Lactería, un espacio de venta de productos lácteos que conecta a productores con consumidores, con el fin de eliminar intermediarios y así las personas puedan acceder a productos con precios más accesibles. El local funciona en avenida Alberdi 445.

La deuda

Rivarola afirmó que la deuda se inició en 2019 y continuó en los años posteriores hasta el presente. “Lo que nos dice la empresa es que la masa salarial es muy grande insinuando que hay mucha gente. Nosotros no podemos permitir que se vaya ningún compañero”, remarcó y sostuvo que “trayendo más cantidad de leche no habría problema en pagar los sueldos”.

“Acá tiene que haber más materia prima para que los sueldos sean más fáciles de pagar”, concluyó.

Te puede interesar

2 respuestas

  1. El problema es que a Cotar o a una cooperativa de trabajo no le fía nadie (nadie le vende leche si no es contado muchachos), otra sancorito y van, y ahora vendran nuevamente que los cooperativistas o los antiguos gerentes, etc, son los responsables. bla bla bla bla
    La unica realidad es que los salarios lácteos son impagables, el mejor aumento no es el mas alto, sino el que se puede pagar……….. mientras tanto vemos caer industrias indefectiblemente.
    Sancor, Cotar, Cotapa, Cotagu, por nombrar algunas cooperativas caídas, además de las lácteas que han cambiado de manos.

    1. Comienzo con una pregunta, q cooperativa presenta un balance con saldo positivo? NINGUNA!!! Porque funcionan con una ecuación simple, gerentes q recaudan para sus bolsillos, empleados en exceso y q cobran sueldos impagables con la falta de confianza q traen éste tipo de empresas para entregarle la materia prima. Y para darle un voto más de seriedad se asocian con un partido de izquierda, q es fácil ser generosos cuando el dinero no sale de su trabajo o bolsillo…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Para comentar o responder debes 

o

Notas
Relacionadas